Pet Shop Boys: Yes

Ya sé que en ciertos sectores está mal visto decir que eres fan de Pet Shop Boys y que muchos piensan que si te gusta el rock no te puede gustar un grupo que hace electro-pop comercial, me da igual… no pienso renegar de los grandes momentos que estos tipos me han hecho pasar desde niño.



Puede que Neil Tennant y Chris Lowe ya estén mayores para salir en la MTV y que ya no arrastren tanto público como en los 80 o que en los 90 cayeran bastantes enteros con discos tan flojos como Bilingual o Nightlife. Por suerte, en el nuevo milenio creo que recuperaron mucho terreno con Release y Fundamental. Por eso esperaba bastante de su nuevo trabajo.

Pero la primera escucha de Yes me dejo frío, muy frío. Sólo la primera canción (el primer single Love etc) me pareció que tuviera algo especial, fuera de la mediocridad. El resto de los temas me parecieron insulsos, sin matices, como sin ganas, sin motivación. Las baladas están poco logradas y la producción de Xenomania (Sugarbabes, Girls aloud, Kylie Monogue, vaya currículum…) es tan plana y comercial que acaba lastrando todo el conjunto.


Yes es un disco enfocado más que nunca para un público mainstream. Sólo el último tema Legacy se sale del conjunto y se acerca al sonido cabaretero de Kurt Weill pero no engancha. Gran decepción.

Por suerte, hay discos que no entran a la primera y mejoran con las escuchas, eso lo que me ocurrió con Yes.
La plana producción sigue allí, pero con las sucesivas escuchas he caído seducido por las imbatibles melodías del dúo británico, sus letras irónicas y la voz nasal de Neil Tennant (sus bazas de siempre). Al final el disco me ha acabado convenciendo y, aunque no es una de sus mejores obras, resulta bastante digno (sobre todo como intento de unos cincuentones de sonar modernos).
Es cierto que intentan acercarse a un público lo más amplio (y joven) posible y que no hay ningún riesgo ni novedad en este disco, pero temas como Love etc, More than a dream, Pandemonium o All over the World son simplemente adictivos, petardeo discotequero de primera.

Un disco menor pero sin complejos de ningún tipo ni otra aspiración que agradar.
Como siempre, ofrecen una edición especial con un cd extra con versiones dance instrumentales de los temas del álbum. También se incluye el tema “This used to be the future” con la colaboración de Philip Oakey de The Human League, todo un homenaje al sonido de los años 80 y lo mejor de todo el lote.

1 comentario:

Insanus dijo...

Ah, no, no qué va, sin problemas por mi parte. Es más, yo prefiero el pop al rock, de toda la vida.

Yo empecé a respetar a los Pet Shop Boys a partir del Introspective, aunque es cierto que hace tiempo que no me da por oirlos. Mira, ya tengo búsqueda para Spotify esta tarde, :).

LinkWithin

Related Posts with Thumbnails