Insidious

Cuando ves que una peli se anuncia con la cita de algún crítico americano del tipo "La mejor película de terror desde " o "Escalofríante, te dejará helado", mal asunto. La experiencia nos dice que tenemos también que sospechar de una peli cuando nos la venden con frases como "De los creadores de" o "De la mano de los productores de ". Hacer referencia a otros films para publicitar una peli es signo de falta de imaginación. Insidious nos la venden con frases de este tipo pero se olvidan de un detalle: ya se rodó un film muy parecido en 1982 llamado Poltergeist.



James Wan tuvo suerte con Saw a base de reciclar elementos de probada eficacia y mezclarlos con las dosis justa de mala leche. Ahora repite la jugada con Insidious, no inventa nada nuevo pero tengo que reconocer que su peli me puso los pelos de punta un par de veces. Menos da una piedra.
Si Saw era una actualización de Seven y El silencio de los corderos, Insidious es una descarada actualización de Poltergeist. El guión tiene los suficientes elementos en común que incluso la podrían haber vendido como un remake, pero no ha sido así. No sólo veremos puertas que se cierran, apariciones, espectros, trasteros poco acogedores y pasillos amenazadores sino que también veremos mediums ancianas y la inevitable búsqueda del niño perdido en el otro mundo. Sólo les falta gritar aquella famosa frase de "Carole Ann ve hacia la luz". La televisión ha sido sustituida por unos modernos intercomunicadores y se ha añadido alguna variante en la trama pero la esencia del film es la misma.

Los amantes del cine de terror con sobre casas malditas pasarán un buen rato, ya he dicho que la peli pone los pelos de punta un par de veces y tiene algún susto realmente memorable. Pero poco más, muy poco que no hayamos visto ya. Incluso el uso de la música y los ruidos es realmente acertado pero no se aparta un ápice de los cánones ya fijados hace 3 décadas.

Wan sabe rodar y sabe crear mal rollo ya desde los impactantes títulos de crédito, pero las limitaciones del guión juegan en su contra. Wan lleva el film con muy buen pulso y sabe sacar partido a cada aparición y cada elemento sobrenatural pero la historia cae en los inevitables tópicos del género. Del final no voy a hablar, que me parece bastante flojo y previsible como para encima desvelar nada más.

Los actores están bien, tanto Rose Byrne como Patrick Wilson creo que dan lo mejor de sí. No puedo decir lo mismo de los niños, me resultaron tan tópicos y repelentes como en casi todas estas pelis. También muy repelente (y casi lo más terrorífico del film) me pareció la cara que se ha dejado Barbara Hershey, quien ya protagonizó El ente, otro film de 1982 del que Insidious bebe bastante.
Sólo recomendable para los aficionados al géneros de casas encantadas que no hayan visto Poltergeist o El ente, lo pasarán de miedo. Los que las hemos visto nos daremos algún buen susto y la olvidaremos rápidamente.

4,5

1 comentario:

Möbius el Crononauta dijo...

Bueno, si se deja ver... igual probamos

LinkWithin

Related Posts with Thumbnails