Lenny (1974)


Lenny Bruce fue uno de los pioneros del stand-up comedy americano, los monólogos en clave de humor. En los últimos años han proliferado como setas los tipos que salen a divertir al público en cualquier sala de fiestas,bar o garito de mala muerte; únicamente armados con un micrófono y su ingenio. Tienen mucho mérito, pero dudo que ninguno sea nunca tan irreverente, mordaz y sincero como lo fue Lenny Bruce.


Lenny Bruce empezó desde abajo en locales y tugurios de mala muerte, presentando las actuaciones de las chicas que bailaban ligeras de ropa (o sin ella). Ello le obligó a desarrollar su capacidad para improvisar. Su carrera fue fulgurante, su humor ácido y corrosivo era muy novedoso para la época. Lenny se convirtió rápidamente en uno de los humoristas más famosos del país, incluso grababa discos con sus monólogos.

Lenny sacaba a relucir en el escenario temas tan espinosos como el racismo, el asesinato de Kennedy, las drogas o la religión. Temas casi tabú a la hora de hacer humor, Lenny no temía levantar ampollas, y pagó su precio. Pronto empezó a tener problemas con la ley siendo arrestado repetidamente por obscenidad en el escenario. Lenny era peligroso, en un escenario decía y hacía lo que quería; colocado o no, era impredecible. La moral bien pensante de los primeros años sesenta encontró en Lenny Bruce su chivo expiatorio. La policía lo vigilaba estrechamente, casi le acosaba, infiltraba entre el público agentes de paisano dispuestos a detenerle si se pasaba de la raya (una palabra mal sonante era más que suficiente). Obviamente se le vetó en televisión, era demasiado peligroso.

Pero Lenny no fue sólo un pionero del stand-up comedy que tuvo problemas con la ley por ser mal hablado en una época en la que ello era un delito. El fracaso de su matrimonio con la stripper Honey harlow y el acoso implacable de la ley le hundieron aún más en la espiral las drogas. Todo ello produjo un terrible efecto secundario en Lenny: perdió toda su gracia, ya no era gracioso ni quería serlo. Sus actuaciones se fueron tiñendo cada vez más de una amargura terrible. Empezó a hablar básicamente de sus problemas personales, sus monólogos ya no eran comedia, era tragedia pura. La tragedia de un hombre derrotado sólo por decir lo que pensaba.
Lenny Bruce murió de sobredosis en 1966 cuando tenía varias causas pendientes por obscenidad. Se le concedió el perdón a título póstumo en el 2003, 27 años después de su muerte.

La trágica historia de Lenny Bruce fue llevada al cine en 1974 por Bob Fosse. Fosse fue un afamado coreógrafo y director especializado en grandes musicales como Cabaret o All that Jazz. Incluso se dice que Michael Jackson se basó en una coreografía de Fosse para su famoso baile. Pero Lenny no es un film musical. El papel de Lenny Bruce recayó en Dustin Hoffman, logrando uno de sus mejores y más complejos personajes. Su deterioro físico y mental es uno de los más terribles vistos nunca en una pantalla. El hastío y el cansancio que transmite su personaje son estremecedores. Hoffman recibió su tercera nominación al Oscar por este papel. Por cierto, Dustin Hoffman debería haber ganado una docena de Oscars en las décadas de los 60 y 70, un actor irrepetible. Lamentablemente ahora participa en cosas como Los padres de él y chorradas similares para ir viviendo. Ya no hay papeles buenos para actores de su edad o, simplemente, el cine es mucho peor que antes.
Fosse rodó el film en blanco y negro, con estilo casi documental, alternando falsas entrevistas con los personajes y escenas dramatizadas. El film tiene un tono sórdido y sucio que va creciendo de intensidad hasta hacerse casi palpable hacia el final. Toda una experiencia cinematográfica.

No voy a decir nada más del film, véanlo si aún no lo han visto.



P.d.: hablando de Bob Fosse, no puedo resistirme a colgar este video de una coreografía suya de 1974 en la que se inspiró Michael Jackson para crear sus célebres pasos de baile.




5 comentarios:

Manderly dijo...

Hace mucho que he visto 'Lenny' pero recuerdo que me gustó mucho. Además es un tipo de película tan diferente en la carrera del gran Fosse, que aún sorprende más. Estupendo Hoffman como siempre!!
Hace poco que he visto 'El principito' donde se ve claramente la inspiración de Jackson para su 'Billy Jean'.
Un saludo.

José Fernández dijo...

Coincido con Manderly en que es lo más diferente que he visto de Fosse (respecto a su linea habitual, vamos). Y para mi gusto lo único aguantable. Supongo que tendrá más cosas, pero pelis como All That Jazz se me hicieron eternas. Ese estilo tan recargado acaba conmigo (lease, con mi escasa paciencia).

Luis Cifer dijo...

a mí Lenny me gustó mucho pero Cabaret y All that jazz son dos de mis musicales favoritos.
Cabaret me fascina por los números musicales aunque la parte no musical se puede hacer tediosa a ratos, la verdad.
All that jazz es una de las más descarnadas autobiografía fílmicas que he visto nunca, grandes números musicales y mucha autodestrucción. No es para todos los paladares, pero a mí me gustó mucho cuando la vi de crío y en posteriores revisiones.

Veo que Fosse va a necesitar un especial.

Möbius el Crononauta dijo...

Qué grande era Bob Fosse, parecía capaz de hacer cualquier cosa en cualquier arte.

'Lenny' es uno de los biopics definitivos de la historia, con un Hoffman tremendo.

A la mayor gloria del gran Lenny Bruce.

saludos

JuanRa Diablo dijo...

Una vez más te felicito por tu excelente forma de exponer películas. Es un auténtico placer leer sobre ellas y aprender muchas cosas.

LinkWithin

Related Posts with Thumbnails