Epic


 Los de Blue Sky Studios siguen intentando hacerse un hueco en el mundo del cine de animación. Tras el éxito obtenido con las películas de Ice age ahora lo intentan con esta historia llamada Epic.

A ver si me explico, Epic está muy bien hecha, es una delicia de película para los más pequeños de la casa. Pero a mí, como espectador adulto, me aburrió y me supo a poco. Blue Sky no es Pixar, le falta esa magia que consigue fascinar a niños y adultos a partes iguales.
Básicamente se puede decir que Epic cumple con todos los cánones del cine de animación infantil y se olvida de innovar. No hay un ápice de originalidad en esta historia que nos han contado miles de veces. A los niños no les importa, de hecho, les encanta ver una y otra vez la misma historia, les gusta recrearse en lo que ya conocen. Valga como ejemplo el éxito de la serie de dibujos animados de Dora, la exploradora: todos los episodios tienen idéntica estructura y siempre ocurren las mismas cosas en el mismo orden. Un tedio absoluto para los adultos, pero los niños la encuentran fascinante. Pues no es que Epic sea tan monótona como la incansable Dora, pero se nota que no ha habido intención de arriesgar ni lo más mínimo.

El film está lleno de tópicos y lugares comunes. La trama no es muy original, me recordó a muchas cosas: Coraline, Arthur y los Minimois e incluso a Campanilla y el gran rescate. Tenemos a la típica heroína a la que su padre no hace caso debido a que está obsesionado con su trabajo consistente en encontrar a unos seres diminutos que pueblan el bosque, la típica mascota e incluso un pérfido villano (bastante poco aprovechado). Valgan como ejemplo los dos inevitables personajes secundarios graciosillos, esos dos bichos (un caracol y una babosa) están metidos con calzador, no aportan nada a la trama y son ciertamente odiosos ya que sus chistes no hacen ninguna gracia. Incluso me resultó más irritante cierto personaje cantarín.

 El film tiene algunas escenas muy espectaculares como los vuelos de los pájaros o la escena del ataque. Incluso parece que va a tomar un rumbo un poquito más adulto, pero pronto se decide por la vía infantil. Todo ese rollo ecologista de los hombres hoja y la reina de las flores (o lo que sea) podía haber dado mucho más juego enfocado de otra manera. Esta premisa en manos de Miyazaki se puede convertir en una joya ecologista, pero aquí han faltado esas ganas de fascinar al espectador de cualquier edad. Se han limitado a ofrecer un buen espectáculo audiovisual dejando de lado la historia. Una pequeña decepción.
Por cierto, a los listos de la distribuidora sólo se les ha ocurrido estrenar esta película en nuestro país con seis meses de retraso con respecto a su estreno en Estados Unidos, cuando allí ya ha sido editada en DVD y blu ray. Luego se quejan de la piratería cuando sirven los medios para ella en bandeja de plata. Lo de la globalización e internet parece que son conceptos que algunos se resisten a comprender. Allá ellos, si este film no recauda lo esperado no se deberá sólo a la calidad de la cinta (casi nunca suele estar relacionado, pero en este caso se lo tienen merecido si el film fracasa).

 Resumiendo, se deja ver, totalmente recomendable para los más pequeños de la casa pero no ofrece ningún aliciente para un adulto.

5


1 comentario:

Anónimo dijo...

divertida para los crios, sin demasiada chicha detras. se deja ver.

LinkWithin

Related Posts with Thumbnails