Dreamgirls



Un falso biopic de Diana Ross y las Supremes con maravillosas canciones que acaba siendo un musical de lujo. Pues eso, 2 horas de canciones geniales de los 50, 60 y 70 que sirven como enciclopedia de la evolución de la música negra americana en esos años (de los tupés al pelo afro, del soul al disco).


La peli siendo un musical repleto de canciones (más de 20 canciones!!) puede llegar a saturar a los que no les guste este tipo de música ni les interese la historia de la discográfica Motown. Para los que adoramos esta música: una delicia.


En el film de Billy Condon (Dioses y monstruos, Kinsey) están mucho mejor tratados los números musicales que las escenas de diálogos (que a veces se quedan cortas y son excusas para intercalar canciones) pero la emoción de los temas suple la carencia de los diálogos con creces. A mí me llego a emocionar varias veces y ya soy fan de la BSO.


Los actores? Eddie Murphy está mejor que nunca, incluso canta de forma más que satisfactoria. Beyoncé flojea como actriz pero tampoco le hace mucha falta (con cantar bien y salir preciosa ya tiene bastante), Jamie Foxx está fatal (ni canta ni actúa ni nada de nada). Pero la que se lleva el gato al agua es la debutante Jennifer Hudson (justamente ganadora del Oscar en 2007) un nuevo valor salido del OT americano (puag) pero que canta e interpreta como los ángeles (cabreados).
7

No hay comentarios:

LinkWithin

Related Posts with Thumbnails