G.I. Joe


No sé qué me ha pasado, igual era la gripe A o las ganas de ver algo divertido tras los lloros que me asaltaron en Agora, el caso es que me decidí a ver G.I.Joe. Pensé: desconecto el cerebro y me lo paso lo mejor que pueda. Sabía de antemano que el director era Stephen Sommers, el criminal que tiene en su haber idioteces como La Momia 1 y 2 (puag) o Van Helsing (repuag), pero me la jugué. Qué demonios. Sin riesgo no hay emoción.

Y el tiro me salió mal, muy mal. Las adaptaciones de cómics, series de televisión, videojuegos no suelen producir buenas pelis, aunque hay excepciones como El caballero oscuro, Star trek o Spider-man. Pero las adaptaciones de juguetes ya suelen ser para echarte a temblar.


El problema de esta peli es que el guión es rematadamente malo y falto de ideas. Todo es tan tópico y está tan visto que parece una peli de Cine de barrio (bueno, no nos pasemos, las que presenta Carmen Sevilla suelen ser bastante mejores). El guión parece una mala copia de la peor peli de James Bond: una perversa organización secreta, los malos millonarios, gadgets, la chica mala, la chica buena (aunque las dos están de buen ver), incluso el final es calcado al de Moonraker (1979).


En G.I Joe los lumbreras de Hollywood se han dicho: ponemos a chicas monas, escenas de acción y unos malos con dinero y ya tenemos una peli. Vamos, que el guión no hay por donde cogerlo. Con lo barato que es contratar a un buen guionista. Aunque… ¿quién necesita a un guionista teniendo a Sienna Miller moviendo sus caderas entre explosiones…?


Incluso han metido al típico personaje graciosillo de color y alguna modelo de relleno para alegrar la vista a los chicos y algún torso masculino para contentar a las chicas. Desde luego que Karolina Kurkova no sabe lo que es actuar, al menos delante de una cámara. De Sienna Miller casi se puede decir lo mismo pero está tan guapa de morena moviendo las caderas con esos tacones y ese traje negro tan ajustado… que casi se nos olvida lo penosa actriz que es.


También aparecen por este engendro actores de cierto calibre como Dennis Quaid (haciendo el ridículo) y Jonathan Pryce (yendo directamente a por el cheque en el típico papel de presidente americano). Incluso podemos añadir que la peli cuenta con dos breves aportaciones actorales a cargo de dos grandes ladrillos como Brendan Fraser y Arnold Vosloo, viejos amigos del director desde La momia.


Hombre, con la cantidad de dinero invertido es de suponer que los efectos estarían bien, pues no te creas, muchas naves y decorados cantan de lo lindo, pero da igual, Sienna es real (creo).

¿Y escenas de acción? Pues sí que las hay, bastantes y bastante largas, para aburrir. Parecen una mala copia de Matrix reloaded (que ya tiene guasa la cosa) y Star Wars pero sin apenas emoción, una fantochada de cuidado rodadas sin ritmo ni gracia ninguna. Sólo la que ocurre en París tiene cierto interés.

Pues eso, que la peli se me ha olvidado entera mientras escribía, toda menos Sienna de morena caminando moviendo las caderas en ese traje negro entre explosiones. ¿El resto de la peli? Ya no me acuerdo, te lo juro.


2 (Por las caderas de Sienna)



P.d.: A mí los muñecos de G.I. Joe no me gustaban de crío debido a que cuando me acercaba a ellos en cualquier tienda me asaltaba un terrible hedor a patriotismo norteamericano rayano en el fascismo. Un patriotismo que en los años 80 con Reagan y Rambo puede que tuviera su gracia, pero ahora…


5 comentarios:

joselop44 dijo...

Nnca tuve ese juguete ni me llegó a atraer. Según lo que dices, mejor me ahorro el tiempo y el dinero de ver la peli.
Un abrazo.

Biólogo zombie dijo...

Copio y pego el comentario que puse en otra página...

Un bodrio de la peor calaña.

Es obvio que nadie espera un manejo shakespereano del guión, ni mucho menos actuaciones dignas de algún premio de importancia. Pero es increible que una película cuyo bastón iban a ser los efectos especiales salga perdiendo por goleada en ese campo.

Las imágenes digitales son de lo más mediocres, evidentes y carentes del mínimo cuidado que haya visto de pocos años para acá.

Es un ataque contra la inteligencia del espectador tratar de hacernos pensar que se puede manejar un avión a Mach 6 sin ningún tipo de protección adicional más allá de unos ridículos lentes con pantallita. Además de que según este "filme" se puede uno escapar colgado de un deslizador propulsado con cohetes... sin quemarse.

Menos mal que no fui al cine a verla y que ahora que mi hermano la puso en el DVD yo estaba demasiado ocupado en la computadora como para ponerle atención.

Luis Cifer dijo...

Totalmente de acuerdo, algunas licencias siempre se permiten a los films de acción o aventuras pero tratar de idiota la espectador es otra cosa.

Lunah dijo...

Bueno, creo que las caderas de Sienna bien valen 3 puntos. Y medio más por la pelirroja. Pelicula ideal para tener de fondo mientras haces otra cosa (en mi caso planchar).
De todas formas analizar una película de este género de forma analítica me parece absurdo. Esto no es ciencia ficción donde hay que buscar un poco de sentido a todo. Estas pelis son acción, chicas y 4 chistes tontos. Nunca van a jugar en la liga de Agora, Celda 211 etc...

Luis Cifer dijo...

pues no te falta razón, quizás este tipo de cine no necesite ser analizado, es cierto, pero ya que nos ponemos... además así podemos evitar que gente mayor de 15 años se gaste la pasta en semejantes tonterías por meterse al cine sin saber de qué va la cosa. Si al final los bloggers haremos obra social. Y sin subvenciones.

LinkWithin

Related Posts with Thumbnails